Caza de lobos en Galicia. La irresponsabilidad de la Xunta

Nos preocupa la caza de lobos en Galicia. Reproducimos a continuación la nota de prensa publicada por ACOPO el pasado día 6 de septiembre y suscribimos el contenido de la misma.
El lobo paga con la vida la irresponsabilidad de la Xunta de Galicia

La autorización de batidas de jabalí donde la Xunta tiene localizados lobos, provoca la desaparición de grupos familiares completos.

Miembros de ACOPO presenciaron por tercer año consecutivo esta práctica “legal” de batidas encubiertas al lobo, en la época en la que la especie es más vulnerable al ubicarse en un lugar fijo criando a los cachorros.

En años anteriores, durante el seguimiento de grupos familiares de lobos, presenciamos en directo batidas autorizadas por la Xunta supuestamente para el jabalí, que se desarrollaron milimétricamente en el lugar donde estaban criando los lobos (a lobagueira), cuando son más vulnerables. Siempre teniendo conocimiento la Xunta de que los lobos estaban en ese lugar, lo cual es más grave, y sin que hubiera ningún funcionario público velando porque la cacería no afectase al lobo y se desarrollara dentro de la legalidad. El resultado es que los lobos desaparecen, bien sea por acciones directas o indirectas de los cazadores y propiciado por la administración gallega.

El año pasado un grupo familiar afectado estaba siendo seguido con un collar con emisor  GPS en un estudio de la Xunta de Galicia pagado por todos, supuestamente para preservar la especie. Que la administración tuviese localizado exactamente dónde estaba el grupo no sirvió para evitar una desgracia y la desaparición completa de esa manada que hoy, un año más tarde, sigue completamente desaparecida de la zona.

caza de lobos en galicia

Lobato colgado y exhibido como trofeo tras las batidas realizadas en septiembre de 2015. Fotografía de ACOPO.

Este año la Xunta está haciendo estudio para actualizar el censo del lobo en Galicia. A día 6 de septiembre, pudimos presenciar como una batida autorizada se llevaba a cabo exactamente en un lugar donde se tenía conocimiento, por dicho estudio, que estaban tres lobos adultos y cinco lobatos. La batida tuvo como consecuencia que los perros cogieran a un lobato, y los lobos adultos tuvieron que huir para salvar la vida, dejando atrás y a merced de los cazadores y perros, a los lobatos. Algo que la Xunta debería haber evitado.
Ante la pasividad de la Xunta de Galicia que ya el año pasado dio esta respuesta literal:

«Criterio autorización batidas en lugar de cría de lobo localizado por radiomarcaje: si se
autoriza una batida al jabalí dentro de su período hábil de caza, o bien por daños fuera del periodo hábil, la especie afectada por la acción de caza es en todo caso el jabalí.”

Estamos estudiando la posibilidad de presentar una denuncia ante la Comisión Europea y ante el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia. Lo acontecido el pasado domingo 6 de
septiembre ya está en manos de la Xunta de Galicia, a quien ya solicitamos una reunión para tratar esta problemática que preocupa a la mayoría de la población.